La nueva meta de Isidora Niemeyer: “Mi sueño es competir en unos Juegos olímpicos”

Isidora Niemeyer es la menor de siete hermanos, y desde muy pequeña estuvo ligada al deporte. Hoy es reconocida a nivel nacional por ser una remera de élite, pero antes transitó entre el tenis y natación.

Cuenta que en uno de sus entrenamientos “cuando tenía 11 años, al Club de Tenis de Curauma llegó el presidente del Club Regatas Sausalito de Curauma, para invitarme a practicar el remo, según él tengo el biotipo ideal para la disciplina”. Desde ese momento todo cambió, solo se enfocó en su actual deporte, siempre con el apoyo de “mi familia y el club”, recalca.

Niemeyer entrena todos los días de la semana, no tiene descanso. Vive a solo 30 minutos de la laguna Curauma y va al colegio en el mismo lugar. Esa mezcla de factores ha sido fundamental para lograr sus objetivos, que no son menores: el oro en el Suramericano de la Juventud, Santiago 2017 y el reciente bronce en el Mundial de Ergómetro. Por si fuera poco, el año pasado (y dando todas las ventajas propias de sus 16 años (15 en la fecha del torneo) compitió en el Mundial Sub 23.

Hace dos años es parte de la selección nacional y luego del Mundial Indoor está concentrada en su siguiente objetivo: clasificar a los Juegos Olímpicos de la Juventud, evento que se realizará en agosto de este año en Buenos Aires, Argentina. “Mi sueño es competir en unos Juegos Olímpicos. Ahora debo entrenar mucho para el clasificatorio que se realizará en abril próximo en nuestro país”, reconoce. “Ser parte de la selección es un orgullo y competir por Chile es una emoción enorme”, agrega.

Mundial Indoor

En febrero de este año, luego de que la Federación Internacional le otorgara el estatus de Copa del Mundo a la competencia internacional de remo indoor, que se realizó en Virginia, Estados Unidos. Dos chilenas se instalaron. Melita Abraham logró el primer lugar en categoría Sub23 e Isidora se encumbró al tercer puesto en categoría Junior.

“Nosotros siempre entrenamos en esta máquina. Lo complejo de la competencia es que no sabes nunca cómo vas, es una carrera contra uno mismo. Debes darlo todo. Cuando estaba compitiendo en los 1.000 m. me sentía súper bien, pero en los últimos 300 metros me ardían las piernas. Lo más duro del ergómetro, es que no ves a tus contrincantes. Por ende, debes dar el 100 por ciento”, relata.

“Cuando terminó la prueba y supe que había quedado en tercer lugar me sentí muy feliz, demasiado. Ya con los días me doy cuenta que fue una experiencia en que no solo lo pasé muy bien, aprendí mucho. Me encantaría volver a competir”, agrega.

La entrada La nueva meta de Isidora Niemeyer: “Mi sueño es competir en unos Juegos olímpicos” se publicó primero en IND.

Powered by WPeMatico